El producto del mes: Repaskin de Sesderma

Una de las muchas cosas por las que adoro  la primavera, además de por ser temporada de flores (se nota que no soy alérgica), es por la llegada, ya definitiva, del buen tiempo. Aunque reconozco que, por donde yo vivo, cada vez gozamos de menos tiempo primaveral en beneficio de temperaturas dignas de un pleno verano, lo cierto es que para mí, es el momento perfecto para mi puesta a punto particular (léase, preparar mi cuerpo para «el destape»). Y una de las cosas que siempre hago, a estas alturas, es renovar mis cremas solares. Como he comentado en muchas ocasiones, tengo la grandísima «suerte» de tener una piel blanca con tendencia a quemarse a la mínima de cambio, con lo que, por otro lado, estoy muy concienciada con todo lo relacionado con el cuidado y protección de la misma durante todo el año, pero en especial, a partir de ya. Y es en este momento en el que llega y os comparto mi descubrimiento del mes: la nueva línea de solares fotorreparadores de Sesderma denominada Repaskin.

La gama incluye fotoprotector, gel post solar, serum y mist cuyos activos están encapsulados en burbujas lipídicas que hidratan, calman y restauran los daños causados por el sol. Contienen Té verde, ergotioneína, ptersotilbenopotente y Thermus thermofila, que actúan como potentes antioxidantes; y silimarina, que protege frente a la quemadura solar y el daño en el ADN (con lo que además de poseer excelentes propiedades antioxidantes, antiinflamatorias e inmunomoduladoras que ayudan a prevenir el cáncer cutáneo inducido por la radiación UVB tenemos ante nosotros una línea solar que, por primera vez, repara los daños celulares).

¿Protección solar y, al mismo tiempo, reparación celular? Me pongan uno de cada… o dos (que el verano es muuuuy largo).

A la venta en farmacias con precios desde los 16,35 euros que cuesta el gel post-solar hasta los 39,50 euros del serum.