Overbooking de celebrities en el front row de Chanel

Hasta ahora, los front rows de todas las semanas de la moda estaban siendo muy flojitos. Las celebrities no están por labor de sentarse en primera fila sin pasar por caja antes y, claro, no son tiempos de derroche en las casas de costura. Sin embargo, Chanel se convierte, una vez más, en la excepción y consigue reunir a la mayoría de sus embajadoras y a otras caras conocidas. La más sorprendente, para nosotras, es la de la española Laura Hayden! no porque nos sorprenda verla en Chanel, lleva varios años asistiendo a sus desfiles, sinó porque hasta en style.com la han destacado como una de las principales invitadas!! con el maravilloso look que lleva, no nos extraña!! 100% Chanel!!

 Eso si, con el pelo recogido habría lucido mejor su traje tweed que os sonará por habérselo visto puesto en la boda de Rafa Medina y Laura Vecino a Nieves Álvarez.

Depués de Laura, ¿qué os parece la presencia de Jennifer López? JLo nos tiene muy acostumbrados a verla lucir Puccis o Guccis pero ¿chaneles? miedo me da pensar que puede haber una colaboración entre ambos. Los salones de Tom Ford que lleva son preciosos pero no para este look.

Maravilloso el abrigote de Laetitia Casta, aunque no sé cuál es el clima de París a estas alturas pero la encuentro algo sobreabrigada. Eso sí, antes muerta que sencilla y para mi es una de las mejores del evento. Puro glamour.

Si las Olsen son las gemelas más conocidas de Occidente, las gemelas Abu Khadra son sus homónimas en Oriente. Son hijas de multimillonarios y viven en  Dubai, se pasan el día de compras por Milán, París, Tokio o Nueva York (España creo que no) para el negocio familiar que tienen, así que, seguramente tendrán reservado el mejor asiento en los desfiles. Y lo que está claro es que quedaron enamoradas de las creepers de Chanel Resort 13:

Las jóvenes Astrid Berges Frisbey y Ana Girardot prefieron llevar sencillos vestidos con su 2.55 a juego y darle el toque informal con unas botas moteras, como Astrid, o con un borsalino, como Ana.

De pantalón decidieron asistir al desfile de Chanel Inés de la Fressange y Lou Doillon, dos de las celebrities fieles a Chanel y fieles a su estilo.

Apostando por el denim chanelero, dos de las embajadoras de la marca Caroline Sieber y Leigh Lezark.

Y para terminar, super trendy, Poppy Delevigne con shorts ribeteados a juego con chaqueta tweed, borsalino y botas con tachuelas. Un look arriesgado. Un estilo difícil de imitar. Un resultado de lo más glamouroso.

¿cuál es vuestra favorita?

imágenes vía style

 

Compartir es vivir:
error

El front row de la Alta Costura de Dior

Una nueva edición de Alta Costura está teniendo lugar en París estos días y, como siempre, nos fijamos, a partes iguales en la pasarela por dentro y fuera, en las colecciones y en sus asistentes. Las it-girls no desaprovechan la oportunidad de ser vistas y lucen sus mejores estilismos. Por ejemplo para el estreno de Raf Simmons para  Dior:

Termino antes diciendo lo que no me gusta de Olivia Palermo: su peinado. Porque me encanta su cuerpo de piel de Dior, adoro sus cuñas bicolores, me muero por su bolso y la aplaudo por haberse puesto una falda azul marino para cerrar este estilismo de 10.

Continuar leyendo «El front row de la Alta Costura de Dior»

Compartir es vivir:
error

Trend Allert: Pijama Party

¡Qué lejos quedaron aquellas pijama party en casa de los padres de alguna de tus amigas! y no solo hablo por recordar «aquellos maravillosos años» donde no sabía qué era una hipoteca o ser responsable de un ser pequeñito, entre otras cosas, sinó de que, como todo, se pasa de moda y ahora lo que mola no es ponerte el pijama en casa es salir a la calle con él puesto. Toma nota de Rihanna, Caroline Sieber o Sofia Coppola:

A mi no me convence del todo esta tendencia, aunque si tuviera que apostar por un estilo, sería el de Sofia Coppola, por eso apuesto por la opción económica de Benetton, al menos iré cómoda y me sentiré como en casa (ésa debe ser la sensación, ¿no?):

Continuar leyendo «Trend Allert: Pijama Party»

Compartir es vivir:
error